Uncategorized

Las cinco mejores prácticas de gobernanza para empresas que desean cotizar en bolsa

Para una empresa privada que desee cotizar en bolsa, aplicar las mejores práctica de gobernanza hará que el proceso sea más fluido y preparará a la junta directiva para las reglas y normas que vendrán.

1. Conforme una junta directiva talentosa, experimentada y diversa

La junta directiva es crucial para asegurar que se instaure una junta talentosa, experimentada y diversa. Se deben conducir entrevistas imparciales desde el principio. Además, los miembros de la junta directiva deben tener conocimiento sobre la organización y aportar un conjunto único de talentos que complemente a los demás miembros y haga avanzar el proceso de manera oportuna, eficiente y efectiva.

2. Contrate expertos para redactar las declaraciones informativas

Los miembros de la junta directiva adecuados deben estar en capacidad de realizar los deberes que se exigen a una empresa que cotiza en bolsa, tales como contratar miembros de la gerencia con experiencia en empresas que cotizan en bolsa que puedan orientar el proceso de declaraciones informativas. Una declaración informativa adecuada permite a los accionistas votar estando bien informados, por lo que aprender a redactar una declaración informativa adecuada como parte de las mejores prácticas es imprescindible. La declaración informativa debe incluir información acerca de la composición y remuneración de la junta directiva, así como cualquier cosa que se relacione directamente con los derechos de los accionistas. Debe ser concisa y accesible e incluir una completa revelación de los negocios corporativos.

3. Diga suficiente, pero no demasiado

Puede ser difícil escribir una declaración informativa adecuada que proporcione suficientes detalles para contentar a los accionistas, pero que no revele demasiada información confidencial. A medida que la junta directiva se prepara para la transición a una IPO pública, los miembros deben tener una clara comprensión de los temas fundamentales para la empresa y cómo los ejecutivos corporativos trabajan con la junta.

4. Adopte un software para juntas directivas

Los software para juntas directivas facilitan a los miembros de juntas directivas comunicarse entre sí, al mismo tiempo que proporcionan un alto nivel de seguridad en esas comunicaciones. Sin embargo, los miembros de la junta directiva a menudo tienen formaciones y experiencias tecnológicas diferentes. Los miembros de mayor edad pueden preferir comunicaciones cara a cara y en papel, mientras que los más jóvenes podrían estar acostumbrados a hacer todo en una computadora. Una vez más, se trata de encontrar el equilibro adecuado de tecnología y capacitación para usar el software de manera eficiente.

5. Revise periódicamente los sistemas de gestión de riesgos

La junta directiva es responsable de la gestión de riesgos de una empresa, que incluye preocupaciones financieras, operaciones, reputación, asuntos legales y normas ambientales, así como seguir y cumplir las normas de la industria y la SEC. Durante el proceso en el que una empresa se prepara para cotizar en bolsa, los miembros de la junta directiva “deberían revisar periódicamente la idoneidad de los sistemas y controles que establece la gerencia para identificar, evaluar, disminuir y supervisar los riesgos y la suficiencia de su presentación de informes”, de acuerdo con McInnes Cooper.

BLOGS DESTACADOS